martes, 24 de mayo de 2011

Panceta enrollada


Ingredientes :

1,5 kg de Panceta
1 Cebolla
1 Puerro
1 rama de Apio
5 dientes de Ajo
50 ml de Vinagre de Jerez
50 ml de Vinagre de Arroz
150 ml de Salsa de Soja
50 ml de Mirin
50 ml de Sake
8 Estrellas de Anís
2 cucharadas de granos de Cilantro
1 cucharada de Pimienta Negra
2 Guindillas
1 rama de Canela
1 l de Caldo de Pollo
Aceite de Oliva


Preparación :

Limpiamos bien el trozo de panceta, le quitamos la piel y lo enrollamos, sujetándolo con cuerda de cocina. En este caso me lo ha preparado el carnicero, tiene mucha más habilidad que yo….

Cubrimos de aceite el fondo de una cazuela con tapa. La ponemos al fuego con la panceta dentro y la sofreímos hasta que esté dorada por todos lados. La sacamos de la cazuela y la reservamos.

Añadimos todas las verduras y los ajos troceados y los rehogamos 5/10 minutos. Incorporamos los vinagres, la salsa de soja, el mirin y el sake. Cocinamos otros 10 minutos y volvemos a poner la carne dentro. Removemos bien y añadimos el resto de los ingredientes. Cubrimos todo con el caldo, tapamos la cazuela y la dejamos cocinar durante 3 horas o 3 horas y media a fuego medio. 


Pasado ese tiempo retiramos la carne, intentamos retirar los anises y la canela y pasamos la salsa por el pasapurés. Si la salsa que obtenemos está muy líquida, la reducimos hasta que tenga el espesor que queramos.

Cortamos la carne en rodajas, la cubrimos con la salsa y la servimos con verduras a la plancha o asadas o acompañada de arroz basmati hervido. En este caso he utilizado unas puntas de trigueros rehogadas.


Hace un tiempo, cuando publiqué la Panceta a la Sidra, ya os avisé que me quedaban por probar muchas recetas con este ingrediente. Y aquí os presento esta otra versión. En este caso es una variante más asiática, receta de Dhruv Baker, presentada en el número de marzo de BBC Olive.

La carne queda tiernísima y con todos los sabores y aromas que le hemos añadido, la verdad es que resulta estupenda. Hay que tener cuidado de no añadirle sal, porque la salsa de soja es muy salada y es suficiente.

Poco apoco ya iré preparando más recetas de panceta, para poder comparar…. pero lógicamente  tendré que espaciarlo en el tiempo, no se puede comer a menudo…. Por ahora a mi me ha gustado más la versión con sidra, pero ésta también está buenísima y para los que os gusten los ingredientes japoneses, perfecta.

13 comentarios:

  1. Algo nuevo para mi, cocinar panceta.
    ¡¡Espectacular y original!!
    La tendré en cuenta, sobre todo la de la sidra....
    Besos

    ResponderEliminar
  2. Que maravilla de rollo , me llevo la receta , gracias, un besico.

    ResponderEliminar
  3. Que original !!!!!Tiene que estar buenisima!!!!!!
    Besos

    ResponderEliminar
  4. me encanta esta receta,tengo que probarla, no sabes lo que me gusta la panceta!besitosss

    ResponderEliminar
  5. Qué bueno Begoña, qué rico para los panceteros como yo, jeje. Besos

    ResponderEliminar
  6. yo no lo habia visto nunca..que curioso

    ResponderEliminar
  7. Me encanta, vaya plato más bueno, seguro que jugoso y sabroso hasta decir basta!!

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  8. _Ummm que jugosa la panceta.....
    Puf veras cuando pueda probarla.

    ResponderEliminar
  9. Qué interesante, el toque oriental!
    Me ha encantado, creo que tengo que probar ésta o la receta con sidra...

    Un beso!

    ResponderEliminar
  10. Q Tiene que estar muy buena !!Se nota lo jugosa que esta!!! Fenomenal

    ResponderEliminar
  11. Jo Bego... tenía que estar de caerte de culo no?

    A mi me está llamando a gritos....

    Besotes.
    Lau.

    ResponderEliminar
  12. ¡ Qué curioso ! Una receta con "nuestra panceta" pero con un toque distinto, oriental.
    Ya lo digo yo, no se te resiste una receta...
    Un abrazo,
    María José.

    ResponderEliminar
  13. Salvando el toque oriental, en Italia existe la Porcheta que también es un rollo de panceta rellena de verduras, se come de varias maneras, pero para mi la mejor forma es en bocadillo, acompañada de rodajas de tomate, lechuga u otras verduras, en Roma la he comido exquisita.

    Seguro que la conoces.

    ResponderEliminar