sábado, 12 de julio de 2008

Risotto con Esparragos Trigueros y Pistachos

Ingredientes:

400 grs de Arroz Arborio
300 grs de Esparragos Trigueros
100 grs de Pistachos
1 Cebolla o 2 Puerros
100 grs de Queso Parmesano
100 ml de Nata Líquida
Aceite de Oliva Virgen Extra
1 litro de Caldo de Verduras
150 ml de Vino Blanco
Sal
Pimienta Negra
Preparación :

Lavamos los espárragos y les quitamos la parte más dura del tallo. Los cocemos en agua hirviendo con sal. Los dejamos hervir unos 10 minutos, hasta que estén tiernos. Los escurrimos y los cortamos en trocitos. Dejamos algunas puntas para decorar. 
Cortar la cebolla o los puerros en trocitos. Pelamos los pistachos y los trituramos. El caldo de verduras lo tendremos preparado con antelación. Podemos añadirle el agua donde hemos cocido los espárragos. Lo mantenemos caliente mientras preparamos el arroz.
Ponemos aceite a calentar, en una cazuela baja o una sartén honda. Echamos la cebolla o puerro y los rehogamos. Dejamos que se poche unos minutos. Añadimos entonces el arroz. Lo removemos bien durante cuatro o cinco minutos, hasta que los granos se pongan traslúcidos. Entonces vertemos el vino blanco, lo mezclamos bien y dejamos que evapore.
Empezamos a añadir el caldo caliente, de dos en dos cucharones y removemos sin parar con la espátula. Esperamos hasta que se absorba todo el líquido y echamos los siguientes dos cucharones de caldo. Seguimos hasta terminar el caldo y hasta que el arroz esté casi listo, unos 15/20 minutos.

Entonces añadimos los espárragos y los pistachos, la nata, un poco de caldo y el parmesano recién rallado. Removemos bien y probamos para rectificar de sal y pimienta. No lo hemos salado antes porque el caldo y el queso ya están salados y nos podemos pasar.
Lo dejamos hervir 3/4 minutos más, lo retiramos del fuego, lo cubrimos y lo dejamos reposar 2 minutos antes de servir. Lo decoramos con las puntas de espárragos y con algunos pistachos. Podemos espolvorear un poco de queso rallado por encima.
Esta receta está basada en la receta que encontré en  el blog de Anne, Papilles et Pupilles.     Yo le he añadido un poco de nata para hacerla más cremosa y el resultado es un arroz suave, ligero y sabrosísimo.

Una receta muy sencilla, que se prepara en un momento y que es ideal para aprovechar esos espárragos trigueros que encontramos en el mercado, tan deliciosos. Si no los encontramos, podemos usar espárragos verdes o espárragos envasados. Los de la zona de Granada son buenísimos!!!

1 comentario:

  1. esto lo tengo que hace ya, me encantan los pistachos, son un vicio!

    ResponderEliminar