domingo, 21 de abril de 2013

Judiones de La Granja

Ingredientes :

700 grs de Judiones de La Granja
150 grs de Tocino Ibérico
250 grs de Costilla Ibérica
250 grs de Chorizo
1 Cebolla
2 Tomates grandes
2 cucharaditas de Pimentón Dulce
Aceite de Oliva Virgen Extra
Sal
Preparación :

Ponemos los judiones a remojo, en agua fría, 24 horas antes de empezar a cocinarlos.

Al día siguiente, los escurrimos y los ponemos en una cazuela. Los cubrimos de agua, dos o tres dedos por encima de su nivel y los ponemos a hervir. Cuando rompa el hervor, bajamos la temperatura y dejamos que hierva despacito, unas dos horas.

Si mientras tanto se forma espuma en la superficie del agua, la retiramos con una espumadera y si vemos que falta agua, le añadimos agua caliente, para que no deje de hervir. Procuramos no removerlos con una cuchara, para no romperlos.
Pasado ese tiempo, añadimos al guiso el tocino, los chorizos y las costillas troceados. Removemos un poco y dejamos que hierva otra hora. Salamos a nuestro gusto.

Mientras tanto preparamos un sofrito con la cebolla cortada en brunoise. La ponemos en una sartén con un poco de aceite y dejamos que se poche a fuego lento. Preparamos los tomates pelados, despepitados y cortados en cubitos. Cuando la cebolla esté lista, le añadimos el pimentón y removemos bien. Entonces incorporamos el tomate y dejamos que hierva hasta que esté bien hecho.

Cuando tengamos lista la salsa de tomate la añadimos al guiso. Removemos con cuidado y dejamos que hierva otra hora, hasta que los judiones estén bien tiernos.

Los servimos bien calientes.
Esta receta la preparé el otro día sin intención de publicarla. Tenía unos judiones de La Granja que me había traído el verano pasado Belén, una de las ganadoras del sorteo que hice por el aniversario del blog. Me daba pena comérnoslos…. pero claro, ya era hora de que les llegara su turno… por aquí el verano está al caer y al final esperando un día especial para comerlos, se nos ha pasado el invierno!!!

Los preparé con una receta básica, sin más, porque es como me gustan más las legumbres. Qué delicia!!!! Estuvieron impresionantes!!!!! Suaves, tiernos, sabrosos….. una maravilla!!.

Tanto, que una vez que los comimos decidí que tenía que publicarlos, por lo menos hacerles un pequeño homenaje!!! Sobraron unos pocos, les hice una fotos y aquí los tenéis…. Un plato de cuchara de esos que se recuerdan siempre. Me he creado una nueva adicción, gracias Belén!!!

Y no os perdáis la receta que tiene publicada Carlos en “Mercado Calabajío”… por ahora seguirá en la carpeta de “pendientes”… pero por poco tiempo…

10 comentarios:

  1. Bego que platazo, brutal ¡¡¡ si, haces bien en prepararlas porque ya aprieta el calor y aunque apetece comer legumbres no tan contundentes. Me encantan los judiones. Esto me recuerda que tampoco tengo nada publicado.
    Bsss desde Almeria

    ResponderEliminar
  2. Estos judiones no tienen por qué darte pena comértelos nunca!!... Para nada! esto es una maravilla de la naturaleza que hay que disfrutar siempre que se pueda y si se puede, cuanto antes, qué ricos!!

    Gracias por la mención de la receta con pimientos!

    ResponderEliminar
  3. Vaya plato de cuchara rico , con las pilas bien cargadas nos pondremos !!!
    besos.

    ResponderEliminar
  4. Yo hoy por motivos parecidos a los tuyos he hecho unas judías de golosa con chorizo y lacón que estaban buenísimas, y es que las legumbres que sanas y ricas son

    ResponderEliminar
  5. Estos judiones tienen que estar de escandalo, a mi los judiones me gustan mucho mas que las alubias, con mas pulpa y mas fina,

    Este plato es completísimo un bombas de calorías para los días de frio intenso de invierno

    ResponderEliminar
  6. Me encantan los judiones y aunque lleguemos a los 40 grados, en mi casa se comen potajes en agosto!! Un besazo.

    ResponderEliminar
  7. A mí me gustan en invierno y en verano, un plato así merece un homenaje, que rico!

    Un besito!

    ResponderEliminar
  8. Esandalosamente deliciosos, uno de mis vicios mayores!!

    ResponderEliminar
  9. Este plato se lo pones a Heriberto y te hace hasta la ola. Yo me como unos pocos, pero sólo eso, lo considero un plato muy contundente para mi "a veces" delicado estómago, je,je. En tu cocina siempre hay ingredientes de lujo, y ésto es sólo un ejemplo de ello. Besos.

    ResponderEliminar
  10. Si los preparo, a mi marido se le saltarían las lágrimas!!! adora las judias. Me apunto la receta para cuando la ocasión lo requiera.

    Saludos.

    ResponderEliminar