lunes, 15 de junio de 2009

Bocadillo de Ensalada

Ingredientes :

1 Lechuga
2 Tomates
1 bote de puntas de Espárragos blancos
2 Huevos Cocidos
1 lata de Bonito en Aceite
Mayonesa Casera
Leche Ideal
2 Baguettes de Pan

Preparación :

Lavamos la lechuga y los tomates. Partimos la lechuga en juliana y los tomates en cuadraditos. Escurrimos los espárragos y los cortamos en trocitos., al igual que los huevos. El bonito lo escurrimos y desmenuzamos.

Mezclamos todos los ingredientes en un recipiente. Hacemos una mayonesa casera y la rebajamos con un poco de leche ideal. La añadimos a la mezcla y removemos bien, para impregnar todo de mayonesa.

Cortamos las baguettes al tamaño que cada uno considere para el bocadillo, lo abrimos por la mitad, quitamos un poco de la miga y rellenamos con la ensalada. Lo cerramos bien y lo envolvemos en papel de aluminio para que no manche.
.
Comprendo que este bocadillo, para muchos no suponga nada, pero para mi es uno de los símbolos del verano. De cada 10 veces que vamos a la playa, 7 llevamos bocadillo de ensalada. A veces hacemos sandwich, igual, pero con pan de molde.

No es que yo sea muy mayor, no, pero si soy de una época anterior. Cuando yo era pequeña, comer en la playa era un extra del verano. Normalmente, a diario, no se comía en la playa. Inconcebible. Pero una ó dos veces al verano, se organizaba una excursión, con todas las familias conocidas, e íbamos a comer a la playa. La comida consistía en tortillas de patata, escalopes de ternera con pimientos verdes y fruta, mucha fruta. Sangría, refrescos y se remataba con helados.

Imaginaros el cuadro de unas cuantas familias llenas de niños, con todas las madres organizando, gritando, comparando las tortillas.... Era tanto lo que se formaba, que solo se hacía una ó dos veces por verano. Normalmente una vez íbamos a la Playa de Laida, que era la habitual y una vez al verano, íbamos a la Playa de Laga, con una caminata de unos 3/4 km. incluida.

Cuando ya tenía yo 8/10 años, se empezó a ir más a menudo a comer a la playa. Se puso de moda. Y llegó la madre de unas amigas con el descubrimiento del año : el bocadillo de ensalada. Se hacía en un panecillo, untado de mayonesa por las dos partes, y los ingredientes de la ensalada, dispuestos en capas : lechuga, tomate, esparragos, bonito y huevos cocidos en rodajas. Un detalle : no había papel de aluminio y se llevaban los bocadillos envueltos en paños de cocina húmedos, para que no se secaran. Todo comodidad y además al empezar a comer se desmoronaba el bocadillo entero.
.
Foto extraida de Panoramio.com

Al cabo de los años, a alguien se le ocurrió picarlo todo y mezclarlo con la mayonesa, y además de conseguir un bocadillo más jugoso, se comía más facilmente. Y permite también, utilizar el pan de molde, aligerando más el bocadillo. Otra revolución y además ya existía el albal....

La foto de arriba corresponde a la playa de Laida y ésta de debajo es la Playa de Burriana en Nerja, donde sigo comiendo bocadillos de ensalada, alternando con tortilla de patatas, pollo frito,...y últimamente alguna ensalada más sofisticada. Y la próxima vez pruebo el bocadillo de Coronation Chicken que ha publicado hoy Lola, que no tiene desperdicio.
.
Foto extraida de pikavillanerja.com

Ayer no estuve en la playa, fuimos a una casa que tengo en el campo, pero yo me lleve mi bocadillo de ensalada para inaugurar la temporada. Buenísimo.

14 comentarios:

  1. Hola Begoña, pues para mi también significa algo este bocadillo, que ya ha llegado el verano, y como me gusta y vamos con este bocata, mas todavía, besos, pepa.

    ResponderEliminar
  2. En casa este bocata le llamamos vegetal y es asiduo en nuestras excursiones por la montaña (yo la playa te diré que hace años que no la piso y no por que no me guste, pero las cosas van así).
    Nunca le puse los espárragos, pero la ensalada con el atún o el pollo desmigado... en pan de molde , en pan de barra.

    Que bonita historia nos has contado y que recuerdos más entrañables.

    Besos

    ResponderEliminar
  3. Desde luego los recuerdos ¡¡marcan mucho!!. He leído lo que contabas y te entiendo perfectamente. Esas excursiones a la playa con la comida a cuestas y toda la familia y amigos es también uno de los recuerdos más nostálgicos que nosotros tenemos tanto por parte de mi chica, como por mi parte y la de mis hermanos.

    Y sobre lo que nos llevábamos entre servilletas, en nuestro caso, recuerdo que uno de los bocadillos más emblemáticos de las excursiones era el de chorizo Revilla y aquellos de atún de lata con rodajas de tomate natural y sal. Y sobre éste último hace poco revivimos un momento muy especial por una tontería que no viene al caso, pero que a mí se me pusieron los pelos de punta porque te juro que sentí sensaciones que me encantaron.

    Cuántos buenos momentos habremos pasado impregnados de Nivea, corriendo en la arena y no saliendo del agua, madre mía.

    Pues tu extraordinario bocadillo de ensalada lo habremos probado (parecido) en alguna ocasión, pero en plan "tosta" y como dice Dolors, haciendo algo vegetal con mayonesa de bote.

    El tuyo se sale. Lo vamos hacer fíjate, y además este verano. Sobre todo porque me gusta mucho el relleno, ese vegetalismo que practicas entre panes seguro que nos va a encantar. Pero también, lo haremos como tributo a un entrañable pasado (el tuyo) que realmente creemos que es el culpable de que hoy por hoy te conozcamos.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  4. Es mi perdición, nosotros la única diferencia es que le añadimos maiz y con una cervecita...

    oye , mucha Mancha mucha Mancha, pero esa foto de la playa...casi hace que me cambie de Comunidad!!

    ResponderEliminar
  5. Begoña, lo primero, gracias por mencionarme en tu blog, para mi es todo un honor.
    Lo segundo...cuantos recuerdos de mi infancia y adolescencia, nosotros en vez de ir a la playa nos reuníamos en uno de los faros de Cartagena, tomábamos la explanada con nuestras mesas y sillas, nuestras bolsas de comida, las neveras...y recuerdo que a veces hasta nos llevábamos una heladera de esas antiguas. Allí nos bañábamos en alta mar y pescábamos...qué poco se necesitaba para ser feliz!
    Bueno...que me pongo sentimental, el bocadillo genial, el próximo día me llevo uno de esos.
    Un besazo.

    ResponderEliminar
  6. Ese bocata, y en esa playa... ¡¡qué rico!!

    ResponderEliminar
  7. Begoña, me ha encantado leer la historia de tus veranos... El bocadillo de ensalada se ve espectacular, ideal para inaugurar la temporada de picnics en la playa.
    A veces se me olvida la suerte que tenemos de vivir en Barcelona, cerca del mar...
    ¡Me quedo con tu receta!

    ResponderEliminar
  8. Bego yo quiero uno para comeeeeeer!!

    A mi también me has traido recuerdos preciosos.... la ensaldilla es un plato típico nuestro cuando vamos a comer a la playa, aunque ahora por aquello de la dieta nos la llevamos en tupper y sin pan.... Pero yo tengo que probar este bocata... además rebajado con leche ideal... impresionante!!!

    Bicos Bego.

    Laura.

    ResponderEliminar
  9. Uy, no sé que duele más: el hambre o las ganas de playa!!!!!!!!!

    El bocata impresionante!!!! No queda sino probarlo.

    ResponderEliminar
  10. Begoña,
    Hace ya unos años que voy poquito a comer a la playa, pero antes a eso de los 18 o así me pasaba el día entero. (Si no llovía claro). En mi caso el "bocata descubrimiento" fue el de merluza rebozada, pero ya veo que hay un montón de posibilidades además de la tortilla de patata o el embutido. Por cierto, que playa más preciosa es Laida ¿Verdad?

    ResponderEliminar
  11. Begoña, que linda historia la de toda la familia en la playa y con todas esas cosas ricas. Me imagino que como niña lo habrás disfrutado muchísimo y claramente entiendo el porque tan importante es este bocadillo para ti.
    A mi me encanta comer en la playa, siempre he pensado que el aire de mar da mucha hambre pues yo recuerdo siempre ir cargada de cosas para comer.
    Me encantaría adoptar la idea del ese bocado, el relleno me parece una delicia, una super idea, para cuando vuelva a tener la playa frente a mi, vieras como la extraño.

    Besos!

    ResponderEliminar
  12. Me encanta!!!
    Que recuerdos!!! . Y el bocadillo delicioso. La prox.vez que me vaya a la playa lo pruebo .
    Y me has dado una idea para poner en el blog.

    besos

    dolores

    ResponderEliminar
  13. Que recuerdos tan lindos los tuyos, mientras iba leyendo te imaginaba a ti y a la vez a mi cuando era pequeña igual que tú, gracias por traerme tan bonitos recuerdos! Que verdad, ir a la playa era una aventura y quedarse a comer la leche! yo recuerdo siempre terminar comiendo una rodaja de sandía, jo! que fresquita y rica estaba. Y esos bocadillos para la merienda que ricos!!!! Gracias de nuevo por compartir tus recuerdos. Si algún día voy por allí sabré donde encontrarte guapa ;).

    Petonets.
    P.D. Eso si! tú el bocata y yo la sandía, jeje.

    ResponderEliminar
  14. Me llevo de tu blog la tarta fria de queso y chocolate.Este bocadillo a mi también me encanta,aunque como tu dices,hay mucha gente que lo encuentra muy soso.
    Buen fin de semana

    ResponderEliminar