Macarrones gratinados

Ingredientes :

500 grs de Macarrones
300 grs de Carne de Cerdo
500 ml de Salsa de Tomate
Sal
Pimienta Negra
Perejil
Aceite de Oliva Virgen Extra

1 litro de Salsa Bechamel
80 grs de Queso Parmesano
80 grs de Queso Emmental
Mantequilla
Preparación :

Para esta receta vamos a usar la carne de cerdo cortada en trocitos pequeños a cuchillo, no picada. Limpiamos bien el trozo de carne, de grasa y telillas y la troceamos, cortándola muy pequeña. 
Cubrimos el fondo de una sartén con aceite y freímos los trozos de carne, hasta que se doren, pero sin llegar a secarse.  Salpimentamos, añadimos una cucharada de perejil muy picadito y vertemos por encima la mitad de la salsa de tomate. Dejamos que sofría a fuego lento.
Mientras tanto, hervimos en abundante agua con sal, los macarrones. Los dejaremos hervir el tiempo que nos indiquen en el paquete y cuando estén listos, los escurrimos y los añadimos a la sartén con la mezcla de salsa de tomate y carne. 
Vertemos el resto de la salsa de tomate por encima y mezclamos bien, para integrar todos los ingredientes.

Preparamos una salsa bechamel ligera, según esta receta. Pasamos los macarrones a una fuente de horno y vertemos la bechamel por encima. Rallamos los dos tipos de queso y cubrimos toda la superficie de la fuente. Cortamos trocitos de mantequilla y los colocamos por encima.
Gratinamos la fuente al horno hasta que se dore la superficie y servimos los macarrones al momento. 
Hoy os presento una receta que lo que hace es darle una vuelta de tuerca a los tradicionales “macarrones con tomate”. Pero qué vuelta!!! Hemos enriquecido los macarrones de toda la vida y el resultado es espectacular.
Mi madre solía preparar unos macarrones con carne de cerdo (que era receta de mi abuela paterna y que algún día también publicaré), pero era una receta más sosita, menos sabrosa y, sobre todo, menos jugosa. 
A mí, esta versión, me parece sublime, si se puede usar este adjetivo para una receta de macarrones… La receta es una mezcla de varias versiones que he encontrado por Internet y que he adaptado a nuestros gustos y a los ingredientes que tenía en ese momento. Si el cerdo que usamos es íberico, la receta sería super sublime, imaginároslo...

Estoy segura de que esta receta triunfa en cualquier casa, ya me contareis…

2 comentarios

  1. ¡¡ Dios del Amor Hermoso !! Si es que bordas cualquier receta....de unos sencillos macarrones gratinados, haces un plato sublime.
    Besos, desde "Mi Cocina"

    ResponderEliminar
  2. Pues claro, ! Cómo no van a triunfar....! Cada día disfruto más con los platos sencillos, de toda la vida.
    Anoto la receta. Ahora estoy en "modo pasta fresca" y sé que en casa me van a hacer la ola con esa fuente....
    Un abrazo.
    María José.
    Por cierto, esa vajilla....! Qué chula !

    ResponderEliminar