lunes, 4 de julio de 2016

Ensalada Juliana, con Patatas Asadas

Ingredientes :

4 Patatas
60 grs de Nueces
1 cucharadita de Semillas de Hinojo
2 cucharadas de Vinagre de Sidra
2 cucharadas de Aceite de Oliva Virgen Extra
Sal
250 grs de Cottage Cheese (o requesón o ricotta)
2 Zanahorias
2 Nabos
2 Remolachas
2 Manzanas
2 Peras
Cebollino u Hojas de Menta fresca
Preparación :

Precalentamos el horno a 180ºC. Lavamos bien las patatas, las pinchamos con un tenedor y las envolvemos con papel de aluminio. Las colocamos en una bandeja de horno y las horneamos durante una hora, hasta que estén bien tiernas por dentro.
Mientras tanto preparamos la salsa y empezamos tostando las nueces y las semillas de hinojo en una sartén, durante 2 o 3 minutos, removiéndolas continuamente. Las pasamos al mortero y las trituramos, sin necesidad de que se conviertan en polvo. Reservamos la mitad y la otra mitad la ponemos en un bol, junto con el aceite, el vinagre y un poco de sal.
Añadimos a esta vinagreta la mitad del queso desmenuzado y la removemos bien, con unas varillas. Ya tenemos listo el aliño.
Pelamos las hortalizas y las frutas y las cortamos con una mandolina. Lo ideal es cortar con la mandolina en juliana, pero a veces, la fruta se destroza, si no está muy firme. Así que yo recomiendo laminar todo con la mandolina y cortar en juliana con cuchillo. Se tarda un poco más, pero quedan los bantoncillos enteros. Yo utilizo la remolacha cocida (se puede usar cruda, ya sabéis que todo lo que sea “raw food” está de moda) y es lo que corto a última hora y no mezclo con el resto hasta el final, porque si no, tiñe todo lo que toca.
Mezclamos la vinagreta con queso con las hortalizas y frutas en juliana. Removemos bien y rectificamos de sal o vinagre si hiciera falta. Espolvoreamos por encima parte de las nueces que teníamos reservadas y cebollino o menta picados.
Cuando las patatas estén listas, las desenvolvemos, abrimos la parte superior de la piel con un cuchillo y las cubrimos con el queso que habíamos reservado. Echamos por encima el resto de nueces que nos quedaban reservadas y más cebollino picado.
Servimos la ensalada, acompañada por las patatas asadas, para comerlo todo junto en el plato.
Un plato perfecto para una comida de verano: fresco, ligero, pero lo suficientemente importante, para no necesitar más que un buen postre. La receta es de la revista de mayo de Jamie Oliver.
Si, es verdad, no es una ensalada que se haga en un momento, pero de vez en cuando merece la pena esforzarse un poco y conseguir un plato de lujo. En una hora tienes un plato completo, diferente y muy sano.
A mi me encanta la fruta en las ensaladas, el contrapunto del dulce con las hortalizas crujientes, me parece fantástico. Y toda esta mezcla, con las patatas asadas con queso… uhmmm….. el remate lo ponen las nueces y las semillas de hinojo, aportan un aroma y sabor muy, muy especial. De verdad.

1 comentario: