jueves, 26 de mayo de 2016

Risotto alla Milanese

Ingredientes :

400 grs de Arroz Carnaroli o Arborio
½ Cebolla
200 ml de Vino Blanco
Azafrán
1 litro de Caldo de Carne
Sal
Aceite de Oliva Virgen Extra
240 grs de Mantequilla
Queso Parmigiano Reggiano o Grana Padano
Preparación :

Preparamos con antelación un buen caldo de carne, según esta receta.

Pelamos la cebolla y la cortamos en trocitos muy pequeños. Cubrimos el fondo de una cazuela con aceite y pochamos la cebolla hasta que esté transparente. Añadimos el arroz y lo removemos bien, para que se impregne del aceite.
Vertemos el vino blanco sobre el arroz y lo llevamos a ebullición. Dejamos que evapore el alcohol e incorporamos el azafrán, que previamente habremos tostado en una sartén. Podemos añadir también una pizca de colorante, para que el arroz quede más amarillo.
Empezamos a añadir el caldo caliente a cucharones, removiendo el arroz, de forma que los granos se vayan cociendo y absorbiendo el líquido. Según vamos añadiendo caldo, vamos removiendo el arroz, hasta que lo hayamos usado todo y el arroz esté tierno. Tardaremos unos 15 minutos. Añadimos sal, dependiendo de la que tuviera el caldo.
Retiramos la cazuela del fuego y añadimos la mantequilla muy fría y un buen puñado de queso rallado. Removemos con una espátula, para que se integren bien y se derritan con el calor del arroz. Es lo que se llama “mantecar” el arroz, le aportamos la grasa que va a dar al plato, esa cremosidad tan típica de este risotto.

Servimos el risotto inmediatamente.
Aunque nosotros descubrimos los risottos muy tarde, en nuestra casa se han convertido en imprescindibles. Son tan versátiles y tan sabrosos!!! Pero al igual que en España, el arroz por excelencia es la “Paella valenciana”, en Italia, el arroz más preparado, es el “Risotto alla Milanese”. O por lo menos, eso es lo que afirmó el otro día, Rafa García Santos, en el programa de RNE “No es un día cualquiera”.

Probamos este arroz por primera vez en Milán, hace ya más de 10 años y fue en ese viaje, donde ya nos hicimos adictas a los risottos. El risotto a la milanesa es el arroz más sencillo posible y quizás, por eso mismo, es el que más me gusta. He preparado esta receta, según las indicaciones de Dario Guidi de la Osteria Magenes de Milán. Asegura que esta es la verdadera receta del Risotto alla Milanese. Yo no se lo voy a discutir……
Encontrareis muchas recetas de este arroz, que incluye tuétano en su preparación. Según García Santos, esta costumbre viene del plato que sirven en muchos restaurantes de Milán, que consiste en un risotto a la milanesa acompañado de osobuco de ternera. Como sabéis, el osobuco es el jarrete de ternera, troceado con hueso. De ahí, lo de aprovechar el tuétano para el arroz.

Yo lo prefiero sin tuétano, con un buen caldo de ternera, hecho con huesos, que aporta todo el sabor al arroz. Y como ya sabéis que en mi casa, no puede aparecer la cebolla en trozos (algunas veces paso de solucionar esto), he pochado la cebolla, la he retirado y la he triturado en el caldo. De esta forma chapucera, aporta sabor al aceite donde se rehoga el arroz, y al caldo que vamos a usar y no se ve en el plato…. Cómo tenemos que desarrollar el ingenio en la cocina, para adaptarnos al gusto de todos!!

En cualquier caso, os recomiendo este arroz sin ninguna duda. Sabroso, meloso, sencillo y fácil de hacer. Y con un color espectacular!!!!

8 comentarios:

  1. Fíjate si es casualidad, que esta receta la publicamos mañana. No me digas que no tiene... bemoles la cosa!!! :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajjajajaja..... Seguro que la mejoras!!!!!

      Eliminar
  2. El risotto nos encanta en casa y este es muy sencillo y seguro que está bien rico partiendo de un buen caldo. Lo probaremos sin tardar mucho.

    Saludos

    ResponderEliminar
  3. Qué rico que está el risotto, sólo con ver la foto se ve que te ha quedado estupendo. Un abrazo

    ResponderEliminar
  4. Que ricos son los risottos, ¡no hay uno que esté malo!.
    Este es de lo más tradicional y de lo más rico.
    Besos.

    ResponderEliminar
  5. Soy una apasionada del risotto te he quedado de maravilla, se ve delicioso

    Un abrazo y ten un bonito día

    ResponderEliminar
  6. Yo también he descubierto los risottos muy tarde pero estoy recuperando el tiempo perdido .Si no fuera por la dieta, ya sabes: mantequilla....queso.... lo tomaría todas las semanas.
    Un abrazo,
    María José

    ResponderEliminar