lunes, 9 de julio de 2012

Tarta de Queso con Mango y Coco

Ingredientes :

250 grs de Galletas Digestiv
100 grs de Mantequilla
600 grs de Queso Philadelphia
200 grs de Nata
100 grs de Azúcar morena
½ cucharadita de Extracto de Vainilla
1 cucharadita de Extracto de Coco
3 Huevos
1 Lima
2 Mangos
80 grs de Coco rallado
3 cucharadas de Azúcar
1 cucharadita de Gelatina en polvo
2 cucharadas de Coco rallado grueso

Preparación :

Precalentamos el horno a 170ºC, con la rejilla en la parte baja del horno y un recipiente con agua, debajo de la rejilla. Forramos la base de un molde desmoldable redondo con papel de horno y engrasamos bien todo el molde.

Trituramos las galletas y las mezclamos con la mantequilla derretida. Hacemos una especie de pasta que la distribuimos por el fondo del molde. Presionamos bien para obtener una capa lisa y uniforme, que nos sirva de base para la tarta. Reservamos el molde en el frigorífico.


Mezclamos el queso con la nata el azúcar y los extractos de vainilla y coco, hasta que estén todos bien integrados. Añadimos entonces los huevos uno a uno, esperando a que uno esté integrado para añadir el siguiente. Tenemos que mezclar con cuidado (en la KA con la pala), para no incorporar aire a la mezcla, no hay que batir.

Rallamos la piel de la lima y la incorporamos a la mezcla. Pelamos y cortamos uno de los mangos en cuadraditos y los añadimos junto con el coco rallado. Volvemos a mezclar todo bien.

Volcamos la masa sobre el molde que tenemos preparado y lo introducimos en el horno. Horneamos unos 50 minutos, hasta que la tarta esté totalmente cuajada. La dejamos enfriar en el horno apagado y después la dejamos en el frigorífico toda la noche.

Por la mañana, pelamos y troceamos el otro mango. Lo ponemos en un cacito junto con tres cucharadas de azúcar y el zumo de ½ lima. Dejamos hervir a fuego suave, hasta que el mango se ponga tierno y el azúcar se disuelva.

Retiramos la mezcla del fuego y la trituramos con la batidora. Añadimos la gelatina y dejamos que hierva otro rato y le volvemos a pasar la batidora. Volvemos a retirarla del fuego y la colamos por un calador fino, para retirarle los grumos y los posibles hilos de fibra que se hayan quedado sin triturar.

Dejamos que enfríe la mezcla y la repartimos por encima de la tarta. La volvemos a meter en el frigorífico y la dejamos enfriar por lo menos 1 o 2 horas, para que la gelatina endurezca la capa de encima.

Tostamos el coco grueso en una sartén y lo servimos acompañando a la tarta muy fría.


Esa tarta la preparé hace poco, para aprovechar uno bote de queso Philadelphia que tenía que terminar y  fue todo un acierto. Unos mangos deliciosos y el toque de coco hicieron el resto.

Las tartas de queso horneadas, se han convertido en mis favoritas, junto con las de frutas. En este caso se han combinado los dos tipos de tarta, por lo tanto, esta receta va a ocupar uno de los primeros puestos de la lista de éxitos.

Con este sistema para hornear las tartas de queso y sin introducirle aire, la tarta de queso no falla. Os animo a probarla, ideal para los calores del verano!!!

La receta es de la página Taste, una página australiana de recetas. No me preguntéis como llegué a ella…. esto es Internet.

20 comentarios:

  1. que combinacion mas estupenda con el mango y el coco sabrosisima

    ResponderEliminar
  2. QUe fresca y que rica tiene que estar, me gustan las tartas de queso y el mango y el coco, con lo cual una tarta que lo tenga todo seguro que se convierte en mi preferida. Anotada queda
    Un beso

    ResponderEliminar
  3. Me chiflan las tartas de queso. Tiene que estar muy rica.

    ResponderEliminar
  4. te ha quedado espectacular, besos

    ResponderEliminar
  5. Que buena Begoña, la verdad es que no había pensado en esta versión de cheesecake, pero ahora en veranito pega y mucho! facilita además! gracias por compartirla :)

    ResponderEliminar
  6. ¡Qué rica, Begoña!
    Esta mezcla tropical tiene que saber a gloria!!
    Un abrazo,
    Aurélie

    ResponderEliminar
  7. Y esta forma de hacerlo tan.... Original?? Madre mía y encima dices que es alza como un greatest hits dentro de tus decenas de elaboraciones. Me encantaría probarla!!!.... máxime cuando has utilizado los mangos que tenéis por alli

    ResponderEliminar
  8. He de reconocer que el coco no me va mucho, pero el mango me fascina! Seguro que le va genial a la tarta de queso. Besotes

    ResponderEliminar
  9. menudo paso a paso!! la tarta es perfecta, preciosa, pero es que con esa explicación que nos has dado, vamos a tener que irnos a hacerla corriendo.... besos guapa

    ResponderEliminar
  10. La tarta esta preciosa, los ingredientes me gustan todos y esa mezcla de sabores, genial.Me quedaré de seguidora con tu permiso y te invito a mi blog que apenas tiene unos meses.Saludos

    ResponderEliminar
  11. Qué ganas de probarla! Me parece maravillosa.

    ResponderEliminar
  12. Hay una porción para mi????

    Que tarta mas bonita y que rica.....

    Estoy de sorteo en mi blog si te apetece apuntarte y probar suerte.

    ResponderEliminar
  13. Qué tarta, está preciosa y seguro que riquísima :)

    Ha quedado con un color super bonito..!!

    Enhorabuena!

    ResponderEliminar
  14. Que buena combinación de sabores!!! Me encanta!!!

    ResponderEliminar
  15. Esos dos sabores me matan. Y con queso ni se diga.
    Te ha quedado hermoso.
    Besitos,
    Vero

    ResponderEliminar
  16. El mango me encanta y siempre lo he comido en modo natural o en helado,èsta tarta es muy novedosa ,no veo las horas de ir al supermercado para comprar todos los ingredientes para poder prepararme èsta buenisima receta.Un beso .Maria Z.

    ResponderEliminar
  17. Menuda tarta, la combinación de sabores es fantástica y el aroma tiene que ser tremendo con el coco.
    Besazos.

    ResponderEliminar
  18. Muchísimas gracias por esta receta maravillosa, la acabo de preparar para mis suegros, seguro que les encantará. Saludos desde Holanda!

    ResponderEliminar